fbpx

-Publicidad-

-Publicidad-

La energía en Honduras es un negocio para unos y desgracia para otros

El quejarnos no nos sirve de nada, al contrario atraemos más desgracias, usted ya lo ha experimentado, habla tanto de lo que odia y al final termina gustándole, porque repitió tantas veces lo que no le gusta que se familiarizo. A los hondureños nos gusta la queja y el chisme que terminamos creyendo todo y al final, de nada sirvió nuestro malestar. Te distes cuenta que tal por cual tiene Covid, el recibo de luz por las nubes, no, contame el chambre completo porque me entretiene, vengase para acá. Con un gesto de alegría disfrutan la jugosa conversación pretendiendo buscar solución al problema aunque solo sea para perder el tiempo. El afectado no se da cuenta quienes son las víboras que lo atacan sigilosamente, cuando lo ven pasar, saludan con un tono de respeto. Da risa, una comedia sin precedente, se ve y se escucha en todos los ambientes de la latitud nacional, vivimos del morbo y sensacionalismo, un eterno entretenimiento que nos hace perder la cabeza en todos los aspectos. Difamamos sin pruebas, cuando las hay sostenga la verdad; si sus palabras están cargadas de verdad, encontrará un trasfondo en todo esto, se dará cuenta que los seres humanos se juzgan por sus hechos, no por el decir. Pero bien, esto va para todos aquellos que no han encontrado una solución a su problema y prefieren meterse al lío del otro, es tal la cobardía que la biga es tan grande que no prefiere sacarla.

-Publicidad-

El parangón a que estamos metidos con la Empresa Energía de Honduras cuyos objetivos fueron claros, mejorar el sistema eléctrico del país con una buena distribución, facturación y capacidad de logística para resolver infraestructura caducada. Varios meses han pasado y al parecer este contrato que se le otorgó a la empresa colombiana va terminar muy mal, será posible que el ex dirigente del Sindicato de Trabajadores de la Empresa Nacional de Energía Eléctrica, Miguel Aguilar, este demandado y quizás termine en la cárcel. Increíble, pero cierto los argumentos bastantes convincentes que usaba en la radio, conocedor de la desgracia de esta gallina de los huevos de oro.

Los altos costos a este servicio hacen pensar que los huevos ya no son suficientes, es así aumentando la tarifa es la solución, aunque el servicio sea pésimo. A dónde nos va llevar este litigio de la demanda de EEH, iremos a conocer detalles a fondo que salpique a funcionarios de la vida pública y privada. Es una triste historia que se repite sin ningún síntoma de justicia social, por eso, al escuchar un abonado que hacía fila en un banco, muy irritado pronunciaba palabras sinceras, “de qué sirve todo esto, de qué, estoy viejo y cansado y vea mi joroba”. Un drama que no se escapa de la realidad. La energía es un gran negocio, se reparten con la cuchara grande los ríos de los pueblos sin dejarles nada, por el otro lado, se traen empresas del extranjero para dar solución al problema y más bien se crea otro, creemos que la res ya se la repartieron, lo que resta es que se coman entre ellos. EDITORIAL

LA VERDAD EN GOOGLE NOTICIAS

Comentarios

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More

Privacy & Cookies Policy